Tener el control de nuestros gastos es fundamental para cumplir con los objetivos de crecimiento de nuestra empresa. En este artículo, conoceremos cinco consejos que nos permitirán ahorrar una importante cantidad de dinero a nuestra compañía.

Pequeñas acciones que, llevadas a cabo de forma responsable, podrán suponer un importante ahorro de dinero sin apenas dedicar esfuerzo. 

 

¿Cómo ahorrarle dinero a tu empresa?

1. Utiliza la Tarjeta de crédito Capital On Tap

La tarjeta de crédito para pymes de Capital On Tap nos permite disfrutar de un ahorro de un 0,5% en todas nuestras compras gracias a su sistema de recompensas. En algunos comercios seleccionados, como Amazon o Ebay, entre muchos otros, el cashback alcanza el 1%. Siendo una opción para aquellas empresas que compran habitualmente en estas plataformas.

Además, en aquellos casos en los que tu empresa necesite invertir en publicidad o en software informático, también podrás beneficiarte de este 1% de ahorro. Su funcionamiento es muy sencillo, ¡y solicitarla únicamente te costará dos minutos!

 

Esto significa que, si tus gastos son unos 5.000€ al mes, podrías estar ahorrando entre 300€ y 600€ cada año y, ¡sin hacer nada más que pagar!

Además, te permite aplazar tus pagos sin intereses hasta 56 días y, en caso de que necesites más tiempo, podrás cambiar tu método de pago para financiarte.

 

2. Optimiza los viajes de trabajo

Los viajes de trabajo pueden suponer un desafío para tu estabilidad financiera. Pese a que es posible reducirlos, existen situaciones que son de obligado cumplimiento. Puedes optimizar tus viajes de trabajo organizándolos por zonas geográficas. 

Aprovechando para visitar a varios clientes en un mismo viaje, lograrás disminuir el gasto tanto de alojamiento como de transporte, reduciendo el número de vuelos al origen al máximo. Históricamente, los viajes de trabajo siempre han sido una de las mayores fuentes de gasto. Controlarlos y optimizarlos es clave.

 

Actualmente podemos encontrar una amplia variedad de herramientas online que nos permiten planificar viajes haciendo escalas entre países. Sin necesidad de tener que ajustarnos al clásico billete de ida y vuelta. Concentrar todos nuestros destinos por proximidad geográfica nos permitirá disfrutar de un importante ahorro al final del año, reduciendo el peso económico de esta vertiente de nuestro negocio.

 

De manera paralela, conviene saber que con la tarjeta Capital On Tap podrás beneficiarte de un ahorro de un 1% en alojamientos de Airbnb o en la reserva de hoteles a través de Booking. Por lo que, además de ahorrar organizando mejor tu planificación de destinos, podrás continuar con tu ahorro sin darte cuenta.

 

3. Negocia con tus proveedores

Una situación bastante habitual en el entorno corporativo es no negociar de manera constante los contratos que tenemos con nuestros proveedores.

Para llevar a cabo esta negociación, tienes que informarte sobre la situación actual del mercado. Además de conocer cuáles son los precios y los servicios de la competencia directa de tus proveedores. Con esta información podrás reunirte con tus proveedores actuales para explorar todas las opciones existentes y su flexibilidad para ajustar los precios.

 

La negociación no debe focalizarse únicamente en la tarifa de los productos y servicios. También en aquellos gastos derivados de esta, como los costes logísticos o de almacenamiento. Así como disfrutar de una mayor flexibilidad en los pagos a ejecutar. Logrando disponer de una mayor liquidez para redistribuir tus planificación económica. 

 

Dependiendo de tu volumen de negocio, la obtención de tarifas más competitivas y flexibles te permitirá disfrutar un ahorro muy significativo en sus cuentas anuales. 

 

4. Optimiza tus campañas de publicidad

El gasto en marketing y en publicidad puede obligar a dedicar una importante partida presupuestaria en nuestra empresa que no siempre genera el retorno deseado. 

En muchas ocasiones, en una mala segmentación encontramos el origen del problema. Definir nuestro público objetivo en base a diferentes atributos es básico: la edad, el género o la ubicación geográfica, entre otros, son algunos de los más importantes. Por ello, es necesario invertir nuestros recursos en optimizar cada una de nuestras acciones publicitarias.

Además, utilizando la tarjeta Capital On Tap podremos disfrutar de un ahorro de un 1% en el pago de las principales plataformas digitales. Entre ellas, Google Ads, LinkedIn Ads o Facebook Ads. 

 

5. Pasa al teletrabajo y reduce tu oficina

Las condiciones del mercado laboral han cambiado de manera considerable durante los últimos meses. Como empresario, debes mostrar la suficiente flexibilidad y proactividad para interiorizar y adaptarte al nuevo marco laboral.

Uno de los gastos más notables para la mayoría de las empresas es el alquiler de las oficinas. Sin embargo, el teletrabajo permite que sea posible desprenderse de las mismas. Con el correspondiente ahorro en materia económica. En el caso de que necesites un espacio físico para reunirte con tus empleados, los espacios de coworking o las oficinas compartidas pueden ser una buena opción como sistema híbrido. 

Actualmente encontramos una gran cantidad de software de empresa que nos permite apostar por el teletrabajo con una gran eficacia. Herramientas como Zoom, Slack o la suite de Google, por ejemplo, nos ayudan a agilizar la comunicación interna y externa. Además, en todas ellas podrás beneficiarte de un 1% de cashback utilizando la tarjeta de Capital On Tap. Fácil, ¿verdad?



Como puedes ver, son muchas las opciones de las que disponemos para ahorrar a nuestra empresa una cierta cantidad de dinero al fin del año fiscal. En un contexto tan competitivo como el actual, ser capaces de rentabilizar al máximo nuestro capital es fundamental. Si conoces algún tip que no hayamos mencionado en este artículo, ¿a qué esperas para compartirlo con nosotros? ¡Te leemos!