Emprender es un camino tan largo como, en ocasiones, complejo de ejecutar. Desde el primer momento en el que tenemos la iniciativa de crear una empresa, son muchos los aspectos que debemos obedecer hasta lograr posicionar la misma en el mercado.

Desde el conjunto de decisiones estratégicas que afectan a nuestra cartera de productos hasta la inversión en capital humano. Pasando por, cómo no, los análisis en torno al mercado y nuestra competencia directa. Entre otros muchos elementos más. Conscientes de esta situación, desde Capital On Tap te vamos a enseñar cuáles son las claves de éxito para que tu negocio cumpla con los objetivos planificados previamente. ¿Quieres conocerlos? A continuación hemos seleccionado cinco tips que te ayudarán a alcanzar los objetivos de tu negocio. 

1. Elabora un plan de negocio

Uno de los primeros pasos que debemos recorrer consiste en elaborar un plan de negocio. Esta herramienta te ayudará a dar forma a tu idea, desgranándola en todas aquellas partes que son necesarias para el correcto funcionamiento de tu proyecto. 

Un plan de negocio debe contener cuáles son los objetivos de tu empresa. Tanto en el corto como en el medio y largo plazo. Además, también debe reflejar cuáles son las estrategias que se van a perseguir a la hora de poder conseguirlos. Sin olvidarnos de plasmar la estructura de la organización y el presupuesto necesario para cumplir con todos los objetivos mencionados anteriormente.

La elaboración de un plan de negocio no solo nos ayudará internamente. Sino que también nos puede ayudar a captar la atención de los inversores y en la búsqueda de financiación. 

 

2. Define el problema que solucionas… y a quién se lo solucionas

¿Quién es tu cliente? ¿Qué problema eres capaz de solucionar? Tener la respuesta a estas dos cuestiones te ayudará a focalizar todos tus esfuerzos y a obtener un mayor rendimiento de tus inversiones. Estudiar cuál es el comportamiento y los patrones de consumo de tu público objetivo te proporcionará las herramientas necesarias para poder centrar la oferta de productos y de servicios que ofrece tu compañía. 

Analiza aspectos tales como la edad, la ubicación geográfica, los intereses y el género de tus clientes actuales. En base a esta información, podrás obtener un cliente tipo. Acto seguido, analiza si tu oferta de productos y servicios encaja a la perfección con los datos extraídos. O si, por el contrario, puedes focalizar todavía más tu estrategia. 

Durante los últimos años, las redes sociales permiten acceder a una gran cantidad de información en torno a nuestros seguidores. Aprovecha estas métricas para profundizar sobre tus conocimientos en torno a tu audiencia. 

 

3. Analiza a tu competencia

Una vez hemos elaborado nuestro plan de negocio y hemos definido cuál es nuestro público objetivo, el siguiente paso es analizar cuál es la situación del mercado que nos rodea. De este modo, podremos obtener una perspectiva general en torno a la situación y características de nuestra competencia. 

Un análisis de mercado bien ejecutado nos ayudará a minimizar riesgos, permitiendo conocer cuál es el tamaño del mismo, la demanda de aquellos productos similares a los nuestros y el volumen de clientes potenciales que podemos alcanzar. 

Cuanta mayor información seamos capaces de recoger, mayores posibilidades de asegurar una estabilidad de ingresos y de ofrecer una experiencia de usuario óptima. 

 

4. Vigila tu flujo de caja (cashflow)

Cuando emprendemos un proyecto, muchas empresas cometen el error de centrar su atención únicamente en las inversiones de mayor tamaño. Sin embargo, debe ser examinado nuestro cashflow en su totalidad.

Tarjetas de crédito para pymes como la de Capital On Tap nos permiten tener todo el control sobre todos los gastos de una empresa. Tanto los propios como los de nuestros empleados. Ofreciendo la posibilidad de tener hasta 20 tarjetas adicionales para empleados y para socios. A través de su app, llevar a cabo el control de todos los gastos resulta especialmente sencillo. 

Además, ofrece interesantes servicios que nos permiten utilizarla de una manera cómoda al mismo tiempo que cuidamos de nuestra economía. Uno de ellos es su sistema de recompensas. Utilizándola ahorramos un 0,5% en todas nuestras compras. En algunos comercios, como Amazon, eBay o Google Ads, entre muchos otros, el ahorro alcanza el 1%. También tenemos la opción de aplazar los pagos hasta 56 días sin intereses. Ofreciéndonos una gran flexibilidad.

Este tipo de tarjetas nos permiten disfrutar de un importante ahorro anual mientras seguimos gastando con normalidad, sin ningún esfuerzo. Convirtiéndose en uno de los productos más recomendados para pequeñas y medianas empresas y autónomos.

 

5. Invierte en tecnología

En un contexto en el que el teletrabajo se ha asentado como una de las formas de organización del trabajo más extendidas, la inversión en herramientas que permitan cubrir con todas las necesidades y flujos de trabajo del día a día es esencial.

Algunas de las más utilizadas son Slack o Zoom, para llevar a cabo la comunicación con el equipo. Además de Dropbox o la Suite de Google, para almacenar archivos y trabajar de manera colaborativa. O de Mailchimp para ejecutar campañas de mail marketing. En conjunto, conforman una serie de recursos que nos ayudarán a comenzar a alcanzar los objetivos definidos previamente. Además, todas las mencionadas nos permiten disfrutar de un cashback de un 1% utilizando la tarjeta de crédito mencionada anteriormente. 

Softwares de contabilidad, como Holded, Jasmin o Zuora, entre muchos otros, nos permitirán agilizar todos los procesos administrativos de nuestra empresa y centrarnos en lo que realmente es importante: nuestro negocio. 

Como se puede comprobar, estos son solamente cinco tips que pueden servirte de gran ayuda para alcanzar el éxito de tu negocio. Elaborar un plan de negocio, focalizar nuestros esfuerzos en satisfacer las demandas de nuestro público objetivo y garantizar nuestra estabilidad financiera son tres de las acciones que podemos llevar a cabo. ¿Se te ocurre alguna opción más? ¡Te leemos en los comentarios!